Barros Arana 1327, oficina 12, CONCEPCION

Establecimientos de la Red de la Construcción profundizan su conocimiento de las competencias transversales

Si antes las competencias transversales eran útiles en el mundo laboral, ahora son fundamentales. Comunicación, toma de decisiones y resolución de problemas son solo algunas de aquellas, y no solo se requieren para el trabajo, sino que son necesarias para la vida misma. Tan trascendentales resultan que ante iguales capacidades técnicas, los reclutadores las priorizan para seleccionar a los postulantes.

Estas y otras aristas fueron analizadas en el Conversatorio “Desarrollo de competencias sociolaborales en la Educación Media Técnico Profesional”, actividad liderada por Nina Billorou Rovira,Consultora Internacional de la Organización Internacional del Trabajo y Coordinadora de la Red Latinoamericana de Desarrollo de Competencias y Organizaciones Sostenibles, efectuada en el contexto del Programa de Fortalecimiento Educativo de la Cámara Chilena de la Construcción, ejecutado por ONG Educando en Red.

La experta explicó que estas competencias son importantes para los trabajadores ya que facilitan el aprendizaje permanente, contribuyen al desarrollo de las carreras dentro de las empresas y son esenciales para que las personas ejerzan su ciudadanía con un compromiso social.

Por otra parte, indicó, para las empresas son importantes por la dinámica de las transformaciones, como la incorporación de nuevas tecnologías y nuevos contenidos, por ejemplo. Billorou compartió algunas estadísticas referidas a la percepción y valoración que los empleadores hacen de estas competencias, estando en primer lugar con un 80 por ciento el liderazgo, seguido por un 78.9 por ciento el trabajo en equipo y un 70.2 por ciento la comunicación escrita al igual que la solución de problemas.

Durante la jornada, el profesor Yury Osorio, del Colegio Técnico Profesional Los Acacios, señaló que la evaluación de competencias transversales generalmente genera polémica “porque es muy difícil de asignar una calificación a un grupo de 45 estudiantes”.  Loreto Riquelme, Directora Corporativa de ONG Educando en Red, explicó que ese tema se encuentra al revisar los objetivos genéricos, los criterios de evaluación, los aprendizajes  esperados presentes en las  bases curriculares; sin embargo como no son tan consensuados, resulta útil una matriz de evaluación presentada por Billorou, que considera distintos niveles por cada competencia, instrumento que generó interés en los asistentes por plantear una forma más objetiva de evaluación, observando temas concretos. “Nosotros nos quedamos con un gran desafío y vamos a ver la posibilidad de trabajar una matriz que permita priorizar y evaluar las competencias, especialmente en estos tiempos tan complejos”, indicó Riquelme.

Por otra parte, Alberto Pillado, CEO de la ING, destacó que las competencias transversales deben tener una bajada táctica, ya que a veces se planten como algo muy etéreo y lo concreto es que estas se deben orientar a la especialidad, al desempeño que tengan los jóvenes.  

Amada Vega, docente del Liceo Bicentenario Carlos Morandé en Quirihue, valoró los ejemplos presentados para evaluar, ya que habitualmente los empleadores solicitan que los estudiantes tengan habilidades transversales. “Por lo tanto me guío mucho por lo que nos dicen y ahora creo que con esta pandemia, hemos desarrollado temas muy importantes con los jóvenes, como la autonomía (…). Han sido súper creativos, innovadores, cosas que antes no se conseguían en la sala de clase.